Luna, quédate.

La luna, con su piel morena, estaba sentada a un lado del mar, peinaba su enmarañado cabello, quitaba las sobras que la corriente había dejado en sus trenzas. Su piel iba a ser partícipe de un festín y no podía esperar así, llena de arena, caracolas y con gusto a sal. Miró con nostalgia el [...]

1. Antes que el sol

A un alma fría que encontró mi calor. Mi cuerpo, maduro racimo de uvas torneado como tantos otros, colgando de una parra verde profundo que un día se secará, sin nombre más que el de una sonrisa dibujada en el superior, donde un rostro nace de la oscuridad. Mis brazos, a veces de lana y [...]